¿Quieres realizar un buen reportaje fotográfico de bebés en Madrid? Ante todo es importante contar con verdaderos profesionales del sector, que lleven a cabo fotografías naturales con el mayor respeto, teniendo en cuenta los gustos y preferencias de los papás. 

Los reportajes de los bebés suelen prepararse y adaptarse a cada etapa concreta. A fin de cuentas, no es lo mismo si se trata de un recién nacido que si ya tiene varios meses, gatea o si acaba de cumplir su primer año o smash cake. 

Conoce aquí unas bonitas sesiones de fotos de bebés en Madrid. Desde aquí te vamos a hablar sobre la magnífica labor de un estudio fotográfico de nombre Chiquilladas Fotografía.

¿Qué tipo de sesiones se hacen en Chiquilladas Fotografía?

Las sesiones van a variar dependiendo de los escenarios o atrezzos utilizados. Además, en estos reportajes fotográficos pueden participar tanto los hermanitos como las papas. Incluso el fotógrafo encargado puede desplazarse hasta el hogar de la familia para que el bebé se sienta más cómodo y relajado.

Los reportajes de fotos de bebés en Madrid son perfectos para obtener recuerdos reales de los pequeños a medida que crecen. En Chiquilladas Fotografía son especialistas en hacer reportajes de bebé en Madrid, buscando siempre la mayor naturalidad posible. Se trata de capturar sus primeras sonrisas, gestos y movimientos para guardar un tierno recuerdo desde su nacimiento.

Reportajes Newborn

Estas sesiones de bebés se realizan a domicilio dentro de la Comunidad de Madrid y su principal objetivo es obtener un bonito recuerdo de sus primeros días de vida.

 En ellos, la fotógrafa respeta la rutina de la familia y no fuerza las cosas, lo que no significa que no cuide cada detalle para que las imágenes se vean preciosas.

Sesión de fotos de smash cake

Si el bebé va a cumplir un año, lo más habitual es que los papás quieran recordar está celebración para siempre. Las sesiones de fotos de bebés se desenvuelven de forma natural, concediendo autenticidad a las imágenes. Incluso es posible que el pequeño destroce la tarta o aparezca en una imagen con la boca manchada, dando lugar a escenas muy dulces y divertidas.

ESTO TAMBIÉN MOLA
Sesiones smash cake en Barcelona

La idea es que el bebé disfrute de su primera tarta e inmortalizar los momentos en los que se lo está pasando en grande. Para él será una aventura el hecho de probar el dulce o tocar su textura con las manos. Para hacerte una idea de este tipo de sesiones basta con acudir a su página web y ver fotos de bebés que ya han cumplido un año.

En este tipo de sesiones se cuidan los detalles, captando el comportamiento espontáneo del bebé. Y para que el pequeño pueda relajarse completamente y olvidarse de que le están haciendo fotos, se pondrán canciones o se llevarán a cabo diversos juegos para estimularle. 

Además, el estudio de fotografía cuenta con la colaboración de una pastelería especializada en tartas infantiles para incluir una tarta buenísima y especial en cada sesión.

Sesiones de fotos bautizo

En este caso, los reportajes de fotos se realizan con los niños vestidos con el traje de la ceremonia, aunque también es posible hacerle fotos en pañales y junto a sus hermanos, familiares o incluso junto a sus juguetes favoritos. 

Los padres no tendrán que preocuparse de nada durante toda la ceremonia. Y la fotógrafa cubrirá toda la ceremonia, desde el principio hasta el final para captar los mejores momentos de la velada. Al finalizar la sesión, será posible ver todas las fotografías y escoger las favoritas de los padres.

Estas sesiones de fotos de bebés en Madrid pueden realizarse en el domicilio familiar o en exteriores. Esto es una decisión de los padres, algo a lo que el profesional debe adaptarse. La finalidad es captar sus babitas, sonrisas y monerías, y realizar las mejores fotografías teniendo en cuenta los meses que tenga. 

En Chiquilladas Fotografía el precio de los reportajes para bebés en Madrid es de 130€ en adelante.

ESTO TAMBIÉN MOLA
Cómo organizar un Baby Shower o fiesta de bienvenida al bebé

¿Cómo se lleva a cabo la planificación de la sesión para bebés?

En ese tipo de reportajes, es muy importante planificar todo con detalle para que las fotografías se conviertan en recuerdos preciosos para los padres y para el bebé. Tienen que lucir muy bonitas, pero también tienen que ser entrañables y reflejar la felicidad, la ilusión y el amor que se respira en el ambiente. 

Los reportajes fotográficos de recién nacido suelen realizarse a domicilio para no interrumpir sus rutinas y adaptarse por completo a sus horarios. La intención es capturar sus primeras semanas con total naturalidad y hacer que el bebé se encuentre cómodo al encontrarse en su entorno.

Muchas familias quieren inmortalizar el momento con todo tipo de poses y escenarios diferentes, mientras que otras apuestan más por los recuerdos naturales sin artificios. El profesional encargado deberá adaptarse a los gustos de cada familia, no sin asesorarles antes sobre la mejor forma de proceder.

En el caso de Chiquilladas Fotografía, la planificación de la sesión para bebés es fundamental para llevar a cabo un buen trabajo. De hecho, la fotógrafa suele pedir un pequeño vídeo o algunas fotografías para conocer la casa familiar, incluso antes de que haya nacido el bebé. 

De ese modo podrá saber cuáles son las estancias que poseen mayor luz natural para que las fotos salgan increíblemente bien. Además, de esa manera podrá planificar previamente los detalles de cada sesión y llevar consigo todo lo que necesita.

Si el día de la sesión se lleva a cabo en la casa de los padres, bastará con disfrutar de la compañía de su bebé para que la fotógrafa pueda hacer su trabajo e inmortalizar los primeros momentos juntos.

De ninguna manera se trata de invadir la intimidad de un hogar, sino de realizar fotos con la mayor naturalidad que destaquen por su ternura y sensibilidad. Una vez finalizada la sesión, las imágenes elegidas pueden compartirse con amigos y familiares, podrán imprimirse para ser colocadas en un álbum de fotos o bien ampliarse para colgarse en la pared.